Crítica de Chloe Las máscaras de la verdad: el thriller que no te esperas

Chloe – Las máscaras de la verdaddisponible entre Serie de junio de 2022 de Amazon Prime Video, tiene una particularidad que lo diferencia de otros relatos en cuanto a los intercambios o la creación de identidades que suelen encontrarse en los relatos. No hay nada en el producto diseñado por Alicia Seabrightpor ejemplo, de las intenciones que vimos en el Reseña de Inventando a Anna y que querían que el joven Delvey creara un multimillonario de la nada tratando de penetrar en los círculos de la América próspera. Y ni siquiera hay un final psicótico o patológico como en otra excelente serie del pasado verano de la que hablábamos en Reseña de Verano cruelsiempre encendido Vídeo de Amazon Primeen el que querer sustituir a otra persona es consecuencia de unos celos y un malestar corruptos y perversos.

¿Quién es Becky Green?

El que está tratando Chloe – Las máscaras de la verdad en realidad es un delito sutil cuyas intenciones de la protagonista Becky Green (Erin Doherty) vienen lentamente a lo largo de sus seis episodios, lo que permite al espectador descubrir un personaje debajo de la superficie sobre el cual seguirás cambiando constantemente de opinióntratando de hurgar en su mente y acciones.

Una mujer que aún vive con una madre a veces despreciable a la que no deja de querer, y que la obliga a ser su enfermera ante la enfermedad que la tiene presa y le hace olvidar demasiado a menudo el camino a casa. Una vieja amiga de la mencionada Chloe (Poppy Gilbert), la que da título a la serie, quien un día la repudió haciéndola sentir avergonzada frente a todos y alejándola de su vida para siempre. Sin embargo, ese lazo que parecía roto vuelve a unirlos. a la muerte por suicidio de la mujer, un momento que traerá a Becky al círculo de amistades y conocidos de Chloe, mientras se presenta a este mundo sin precedentes bajo un nombre falso. Penetrando en los episodios iniciales de Chloe – Las máscaras de la verdad, la sensación es la de tener que lidiar con un tipo de narración que busca en el reflejo que la protagonista Becky ha desarrollado cierta obsesión por esa mujer ya muerta y que una vez la había ahuyentado. Un intento, quizás dado por hecho en términos de historia, de querer tomar el relevo para vivir esa existencia que no había tenido la oportunidad de tener, quedó atrapada en cuatro paredes con un padre engorroso y perspectivas inexistentes, no dar ningún valor a la vida.

Te puede interesar  Sketchbook - Cómo nace un dibujo Reseña: arte y emociones

Una segunda oportunidad, una forma de devolver la armonía a un equilibrio que Chloe había roto al renunciar a su amistad con el personaje de Becky. La duda también de que fuera el viejo conocido quien empujó por ese barranco a la esposa de un hombre rico lleno de amigos con posiciones adineradas. Quizás con la intención tomar su lugar. O, simplemente, para hacérselo pagar.

Un giro inesperado y tentador

Pero ahí es donde una primera lectura parece haber perfilado ya el cuadro completo del espectáculo que Chloe – Las máscaras de la verdad toma una dirección completamente diferente, haciendo que el público llegue cauteloso y pesado. Los flashbacks que revive la protagonista, los momentos de tensión que establece y los subterfugios que trata de afinar para salirse con la suya en ese nuevo entorno comienzan a convertirse en las jugadas de una investigación que transporta la narrativa a otro hemisferio.

Ya no la de la mujer percibida como poseída y temeraria, empeñada únicamente en beneficiarse de la muerte de Cloe, sino la de un potencial peón para liberar a un podrido que entre amigos y matrimonio había convertido a la mujer en una hipotética víctima aplastada por el peso de expectativas, por la intimidación y la adversidad. un camino silencioso tomándose su tiempo, a pesar de sus solo seis episodios (aunque todos de una hora de duración). Un drama patológico que poco a poco se va convirtiendo en una investigación tácita para poder llegar a su fin. Para traer de vuelta lo tácito entre la gente y que tal vez podrían haber mantenido viva a Chloe. Una portada para Becky’s erin doherty lo que permite a la actriz expresarse con intensidad actoral. Intérprete insertado en una elegante serie en su tragedia, en la que el hecho de que quede una historia contenida en la escritura y en la puesta en escena es el mayor mérito. Un pasado que tuvo que encontrar de alguna manera una paz, que lamentablemente a veces viene junto con la palabra final.

Te puede interesar  Reseña de Obi-Wan Kenobi: No es la serie de Star Wars que esperábamos